Viernes Santo – Te quiero, amigo

Originario de India aunque ahora radicado en Tailandia, Hang nos ayuda a reflexionar en el Domingo de Ramos, Viernes Santo y Domingo de Pascua.

Cuando llegaron al lugar llamado la Calavera, lo crucificaron allí, junto con los criminales, uno a su derecha y otro a su izquierda.’ (Lucas 23:33)

¿Qué imagen viene a su mente cuando piensa en el Viernes Santo? Hace veinte años en India, mi respuesta habría sido ir a la iglesia, reunirme con amigos y celebrar una gran fiesta—nuestra celebración de Pascua era el evento importante del año en mi aldea. Hoy, la mayoría de la gente respondería con la Crucifixión.

Hoy tomemos tiempo para reflexionar y meditar en Jesús. Recordamos el día que el Señor lo pagó todo para liberar a la humanidad del pecado y la muerte. Decimos, ‘Te quiero, amigo’ pero pienso que no estaríamos dispuestos a entregar a nuestro ser querido por amor a un amigo.

Sin embargo, mientras éramos pecadores y enemigos de Dios, Cristo murió por nosotros (Romanos 5:10). Va más allá de lo que podamos describir cuánto es que Dios el padre nos ama que sacrificó a su Hijo unigénito. Estamos rodeados del amor de Dios y nada puede separarnos de él.

‘Pues estoy convencido de que ni la muerte ni la vida, ni los ángeles ni los demonios, ni lo presente ni lo por venir, ni los poderes, ni lo alto ni lo profundo, ni cosa alguna en toda la creación podrá apartarnos del amor que Dios nos ha manifestado en Cristo Jesús nuestro Señor.’ (Romanos 8:38-39).

Compartir este post

Participe

¿Tiene alguna pregunta? Envíenos un correo electrónico.

Para poder atenderle mejor, rellene todos los campos (obligatorios). Su consulta será enviada al equipo de OMF correspondiente.

Contact Form - ES

Al seleccionar Enviar, acepta que podemos procesar su información de conformidad con los términos en nuestro Política de Privacidad.

OMF International tiene una red de centros en todo el mundo.
Si su país/región no figura en la lista, por favor seleccione nuestro sitio web Internacional.