De ningún creyente a una iglesia pujante entre los karen pwo

Los movimientos de iglesias en áreas nuevas toman tiempo en crecer. O, mejor dicho, se desarrollan en el tiempo de Dios. Louise y Jim Morris pueden testificar de ello.

De 1957 a 1971 trabajaron incansablemente entre los karen pwo en el norte de Tailandia. Cuando comenzaron la obra, no había cristianos ente los karen pwo, ni Biblia, ni lenguaje escrito. Y, a eso de 1971, todavía no había iglesia karen visible. Habían orado durante 14 años, habían procurado aprender de la cultura karen, e involucrarse con su gente y compartir el evangelio. En 1965, cinco personas habían sido bautizadas aunque todos menos dos abandonaron, por parecerles muy difícil el “camino de Jesús”. Cada acceso que intentaban los misioneros, desde medicina hasta canciones, era o detenido o la gente prefería el “camino” en lugar del mensaje que le acompañaba.

EL ROMPIMIENTO NO PARECÍA LLEGAR

En 1971 Louise y Jim aceptaron una invitación para enseñar en una escuela bíblica en Tailandia.

Motivados por sus colegas que prometieron orar diariamente por los karen pwo, volvieron a la región en 1974 y descubrieron que Dios había estado haciendo crecer las semillas del evangelio. A mediados de 1960, la señora Dee, junto con su hijo e hija, se habían vuelto cristianos. Se mantuvieron firmes como los únicos creyentes durante muchos años en su aldea, Prosperity Fields. Sus vidas cristianas y oraciones respondidas fueron testimonio a sus vecinos.

Así es que cuando Jim y Louise visitaron en 1974 encontraron que varios de los vecinos de la señora Dee querían hacerse cristianos. Comenzaron a reunirse los domingos y después se construyó un edificio para la iglesia en la aldea y unas 30 personas asistían a los servicios.

AHORA QUE HABÍA UNA IGLESIA VISIBLE, VERDADERAMENTE SE HABÍA DESARROLLADO UN MOVIMIENTO DEL EVANGELIO.

Jim y Louise volvieron a Striped Creek, una aldea en donde su gente habían recibido la medicina de ellos con agradecimiento aunque no el mensaje. Esta vez, su vecino, Geekay, mostró algo de interés en el evangelio.

Ahora Jim pudo dirigirlo a la iglesia nueva en Prosperity Fields. Geekay vio que el “camino de Jesús” funcionaba para otros karen, por lo que hizo la decisión por Cristo también. Pronto, Geekay se encontró ayudando a Jim a traducir el evangelio de Marcos al karen. Otras dos familias se habían entregado a Cristo y en poco tiempo, unas 20 personas estaban reuniéndose en Striped Creek para los servicios dominicales.

El movimiento del evangelio ganó impulso cuando un karen le contó al otro del evangelio, o incluso, contándoles a otros de sus parientes que con éxito seguían a  Jesús.

Louise Morris escribió: “Dios había irrumpido en respuesta a la oración y estaba obrando de una manera que nunca habíamos visto antes. Ciertamente era más allá de lo que nosotros hubiéramos podido hacer. Las personas se entregaban a Cristo en aldeas que nunca habíamos visitado.”

¿CUÁL FUE EL ROL DE LOS MISIONEROS EN ESTA ETAPA?

Jim y Louise motivaron y discipularon a los creyentes nuevos. Esto incluyó enseñarles a leer y hasta a sostener un libro –todas experiencias nuevas para muchos de los karen pwo.

Además de una serie de dibujos con subtítulos que incluía la historia de la Biblia desde Génesis hasta Apocalipsis, Jim y Louise produjeron cuadernillos ilustrados de temas como “¿Qué hace un cristiano?” Y, ya que no había un instituto bíblico local idóneo, reunían a los líderes karen una vez al mes para un tiempo intensivo de enseñanza.

Los misioneros también ayudaban cuando surgían nuevas dificultades. Cuando uno de los cristianos quiso casarse, Jim y Louise ayudaron a desarrollar un patrón para una boda cristiana entre los karen.  Su éxito ayudó a quitar una barrera considerable que impedía que los jóvenes creyeran, pues pensaban que seguir a Cristo dañaría sus prospectos de boda.

Mientras tanto, el movimiento de la iglesia agarraba impulso y Dios demostró su fidelidad. Un día unos mensajeros llegaron a invitar a Jim y a Louise a una aldea de la que nunca habían escuchado. En sus primeros años en el área, habían tenido varios tocadiscos con discos que explicaban el evangelio. Vendieron algunos de ellos pero no habían visto resultados.

AHORA, FINALMENTE VIERON ALGÚN FRUTO

Resulta que Jot Saw, quien los había invitado, escuchó por primera vez del evangelio de uno de los tocadiscos que había comprado por curiosidad de un hombre que pasaba por su aldea.

Después de muchos años, el tocadiscos dejó de funcionar, pero Jot Saw tenía un interés constante en este Jesús del que había escuchado. Un día, su vecino comentó, “¿Sabes? Los familiares de mi esposa que viven al norte ya no adoran a los espíritus. Ahora adoran a Jesús. El misionero blanco les enseña.”

Así es que Jot Saw envió por él. Los parientes del vecino eran los familiares de la señora Dee. Cuando llegó Jim, Jot Saw se entregó a Cristo y luego llevó a Jim con cinco de sus vecinos, quienes también se entregaron a Jesús. De allí creció una iglesia y para la década de 1990, ¡su testimonio había llevado a que se abrieran iglesias en 30 aldeas vecinas!

Hoy hay un movimiento vibrante de la iglesia entre los karen pwo al norte de Tailandia y continuamos orando por ellos y trabajando con ellos al extenderse a otros de su misma etnia y más allá.

Pinche aquí para leer el homenaje a Jim Morris quien ya partió para reunirse con su Señor y Salvador.

Compartir este post

Participe

¿Tiene alguna pregunta? Envíenos un correo electrónico.

Para poder atenderle mejor, rellene todos los campos (obligatorios). Su consulta será enviada al equipo de OMF correspondiente.

Contact Form - ES

Al seleccionar Enviar, acepta que podemos procesar su información de conformidad con los términos en nuestro Política de Privacidad.

OMF International tiene una red de centros en todo el mundo.
Si su país/región no figura en la lista, por favor seleccione nuestro sitio web Internacional.